El presidente del TS y del CGPJ afirma que la mediación contribuye a garantizar el acceso de los ciudadanos a la justicia y a mejorar su calidad

Según informa el Consejo General del Poder Judicial el presidente del Tribunal Supremo y del Consejo General del Poder Judicial, Carlos Lesmes, ha asegurado que a lo largo de los últimos años la mediación ha contribuido a la modernización de la justicia y a la mejora de su calidad, consagrando el derecho de acceso a la justicia y a la tutela judicial efectiva. Lesmes ha clausurado el acto conmemorativo del Día Europeo de la Mediación celebrado el 21 de enero de 2020 en la sede del órgano de gobierno de los jueces.

La mediación, ha explicado Lesmes, es un mecanismo alternativo de resolución de conflictos que contribuye a promover la “cultura de la paz” proclamada por Naciones Unidas “al permitir a las partes darse la oportunidad de dialogar”; y mediante el diálogo contribuye también a “reducir la intensidad de conflictos de difícil resolución”. Entre otras ventajas, el recurso a la mediación permite ahorrar costes y reducir los tiempos de respuesta. “La mediación representa una apuesta sólida por la mejora de la justicia y de la convivencia”, ha afirmado.

El funcionamiento de los sistemas nacionales de mediación, ha señalado el presidente del TS y del CGPJ, presenta aún muchas dificultades derivadas en gran medida de la falta de “una cultura de la mediación”, lo que ha llevado a la Comisión Europea a recomendar a los estados miembros que realicen un esfuerzo extra con el fin de aumentar el número de asuntos en los que los órganos jurisdiccionales proponen a las partes acudir a la mediación para la resolución del litigio.

El Consejo General del Poder Judicial, siguiendo la recomendación de las autoridades europeas, sigue adelante con su labor de apoyo e impulso de la mediación. Para ello, ha explicado Carlos Lesmes, trabaja en el desarrollo de tres grandes estrategias de actuación: la colaboración institucional, la difusión y la formación.

Colaboración entre administraciones

En el primero de estos tres ámbitos, el CGPJ participa activamente en la potenciación de la colaboración con otras administraciones y entidades para impulsar nuevos proyectos mediante la firma de convenios, así como en el mantenimiento de los acuerdos y actividades ya en marcha. En esta línea, son numerosos los proyectos de mediación que están plenamente consolidados en los ámbitos civil, penal y familiar, y ya están en marcha distintos proyectos piloto de mediación social y contencioso-administrativa. El presidente del órgano de gobierno de los jueces ha anunciado que este mes se va a iniciar un nuevo plan en colaboración con Instituciones Penitenciarias para poner en marcha mecanismos de justicia restaurativa en fase de ejecución de penas.

Difusión

Conscientes de la importancia de dar visibilidad a la mediación, el CGPJ está prestando una atención especial al aspecto de la difusión. “Apostar por la mediación intrajudicial –ha afirmado Lesmes- implica y exige dar a conocer el modelo y difundir sus ventajas”. De ahí que se promueva la intervención de los miembros del grupo de mediación del CGPJ en foros organizados por otras administraciones públicas, universidades, cámaras de comercio y colegios profesionales.

Formación

El tercero de los ejes de la estrategia diseñada para potenciar la mediación es la formación de los jueces. En este ámbito, la Escuela Judicial ha preparado un programa de mediación para los alumnos del próximo curso con el que se pretende aumentar la propuesta formativa y “profundizar en el papel del juez en la detección de situaciones mediables, en los tipos y técnicas de mediación o en las ventajas y efectos de los acuerdos a los que se llegue”.

El CGPJ trabaja también, junto con el Ministerio de Justicia y las Comunidades Autónomas, en el diseño de cursos específicos para los distintos cuerpos de funcionarios de la Administración de Justicia.

Deja un comentario