Séptimo recurso por incumplimiento interpuesto por un Estado miembro contra otro Estado miembro, de un total de ocho en toda la historia del Tribunal de Justicia, por la viñeta alemana por uso de las carreteras federales (STJ 18 junio 2019)

vignetter_maj_2019_foto_kim_basse

La Sentencia del Tribunal de Justicia, Gran sala, de 18 de junio de 2019, Asunto C-591/17: Austria / Alemania) declara que la viñeta alemana por uso de las carreteras federales por parte de los turismos es contraria al Derecho de la Unión. Esta tasa es discriminatoria porque, en la práctica, su carga económica recae únicamente en los propietarios y los conductores de vehículos matriculados en Estados miembros distintos de Alemania Alemania ha ido estableciendo desde 2015 el marco jurídico para la introducción de una tasa por uso, por parte de los turismos, de las carreteras federales, incluidas las autopistas: la «tasa por uso de las infraestructuras».

El Tribunal de Justicia declara que la tasa por uso de las infraestructuras, combinada con la desgravación en el impuesto de circulación sobre vehículos a motor de la que disfrutan los propietarios de vehículos matriculados en Alemania, supone una discriminación indirecta por razón de la nacionalidad y una vulneración de los principios de libre circulación de mercancías y de libre prestación de servicios. Por lo que respecta a la prohibición de la discriminación por razón de la nacionalidad, el Tribunal de Justicia declara que la desgravación en el impuesto de circulación sobre vehículos a motor de la que disfrutan los propietarios de vehículos matriculados en Alemania compensa íntegramente la tasa por uso de las infraestructuras abonada por éstos, de modo que la carga económica de dicha tasa recae en la práctica únicamente sobre los propietarios y los conductores de vehículos matriculados en Estados miembros distintos de Alemania. Es cierto que los Estados miembros pueden modificar el sistema de financiación de sus infraestructuras viarias sustituyendo un sistema de financiación mediante impuestos por un sistema de financiación a cargo de todos los usuarios, incluidos los propietarios y los conductores de vehículos matriculados en otros Estados miembros que utilicen esas infraestructuras, con el fin de que todos los usuarios contribuyan de manera equitativa y proporcionada a dicha financiación. No obstante, esa modificación debe respetar el Derecho de la Unión y, en particular, el principio de no discriminación, algo que no ocurre en este caso.

En el presente asunto, el Tribunal de Justicia considera que no puede acogerse la argumentación de Alemania de que la desgravación en el impuesto de circulación sobre vehículos a motor a favor de los propietarios de vehículos matriculados en dicho Estado miembro refleja el paso a un sistema de financiación de las infraestructuras viarias a cargo de todos los usuarios con arreglo a los principios de que «el usuario paga» y de que «quien contamina, paga». En efecto, al no haber aportado precisión alguna en cuanto al alcance de la contribución del impuesto a la financiación de las infraestructuras federales, Alemania no ha demostrado en absoluto que la compensación concedida a los propietarios de vehículos matriculados en Alemania, en forma de desgravación en el impuesto de circulación sobre vehículos a motor por un importe equivalente, como mínimo, al de la tasa por uso de las infraestructuras que hayan debido abonar, no excede de dicha contribución y presenta, por tanto, un carácter adecuado.

Además, por lo que respecta a los propietarios de vehículos matriculados en Alemania, la tasa por uso de las infraestructuras se adeuda anualmente, sin posibilidad de optar por una viñeta de menor duración si ésta responde mejor a su frecuencia de utilización de dichas carreteras. Estos factores, unidos a la desgravación en el impuesto de circulación sobre vehículos a motor por un importe equivalente, como mínimo, al abonado en concepto de esta tasa, demuestran que el paso a un sistema de financiación basado en los principios de que «el usuario paga» y de que «quien contamina, paga» se refiere en realidad exclusivamente a los propietarios y a los conductores de vehículos matriculados en Estados miembros distintos de Alemania, mientras que el principio de financiación mediante impuestos sigue siendo aplicable en el caso de los propietarios de vehículos matriculados en dicho Estado miembro. Por otra parte, Alemania no ha demostrado en qué medida la discriminación detectada podría estar justificada por consideraciones medioambientales o de otra naturaleza.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s